Revista de la Seguridad social

Trabajar en varios países de la UE

Cada vez son más habituales las vidas laborales que transcurren en varios países, máxime si hablamos de países dentro de la Unión Europea. Veamos cómo afecta esto a nuestros derechos de Seguridad Social.

A grandes rasgos, si hemos trabajado en varios países de la Unión Europea, tenemos que ceñirnos a los reglamentos europeos 883/2004 y 987/2009, que son los que se aplican para la coordinación de los sistemas de Seguridad Social de los Estados miembros de la Unión Europea, Suiza y otros estados del Espacio Económico Europeo. Dan cobertura tanto a los nacionales de estos Estados como a los de terceros países con residencia legal en ellos. En el caso del Reino Unido, sigue vigente por el momento la legislación actual, a la espera de concretarse su salida de la Unión Europea.

Debe tener en cuenta que para tener derecho a las prestaciones, se pueden sumar los periodos de seguro, empleo o residencia cumplidos en cualquier estado miembro de la UE, del Espacio Económico Europeo o en Suiza.

Las prestaciones contributivas las podrá percibir con independencia de dónde resida dentro de la Unión, del Espacio Económico Europeo o Suiza. Sin embargo, las prestaciones no contributivas sólo se pueden percibir en el territorio del Estado en que resida y con arreglo a su legislación.

Veamos prestación por prestación:

Las prestaciones contributivas se pueden percibir con independencia de dónde se viva, pero las no contributivas sólo se perciben en el Estado de residencia y con arreglo a su legislación

Acceda aquí a los textos normativos completos:
Reglamento 883/2004 del Parlamento Europeo y del Consejo
Reglamento 987/2009 del Parlamento Europeo y del Consejo
Reglamento (UE) nº 1231/2010 del Parlamento Europeo y del Consejo
Reglamento (UE) nº 1372/2013 de la Comisión por el que se modifican el Reglamento (CE) nº 883/2004 y el Reglamento (CE) nº 987/2009 del Parlamento Europeo y del Consejo