Magdalena Valerio destaca la importancia de la formación para que las personas no se queden rezagadas ante el cambio tecnológico

La ministra de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social en funciones, Magdalena Valerio, ha remarcado hoy la importancia de la formación para que las personas no se queden rezagadas por el cambio tecnológico.

Magdalena Valerio inauguró hoy junto al Presidente de la Generalitat Valenciana, Ximo Puig, el XIII Congreso Español de Sociología que se celebra en Valencia bajo el lema “Sociedades en la encrucijada, compromisos de la Sociología”. En el marco de este Congreso se celebrará un Simposio sobre “El futuro del empleo y las relaciones laborales”.

En su intervención, la ministra hizo hincapié en la necesidad de que las Administraciones Públicas y las empresas apuesten por la formación para que los trabajadores puedan adaptarse a las nuevas necesidades y acceder a los nuevos puestos de trabajo derivados de la revolución digital.

En su intervención, Valerio afirmó que en España hay más de 80.000 puestos de trabajo digitales sin cubrir y también escasez de profesionales en sectores tradicionales como el de la construcción, la logística, la industria o el sector servicios. “Esta es nuestra paradoja, afirmó. Tener más de 3,2 millones de desempleados en España y miles de puestos de trabajo sin cubrir porque los perfiles profesionales no se adecúan a las necesidades de las empresas”.

La ministra afirmó que su Departamento está haciendo un “importante esfuerzo” por la formación y la educación. En este sentido, destacó los 2 Planes específicos puestos en marcha por su Departamento: el Plan de Choque por el Empleo Joven, dirigido a menores de 30 años “con el objetivo de que tengan empleos dignos”. Y el Plan Reincorpora-T para personas desempleadas de larga duración, dirigido especialmente a las personas desempleadas mayores de 45 años que tienen más dificultades para la reincorporación laboral.

“Las Administraciones y las empresas tenemos que ser las primeras en apostar por la formación de nuestros profesionales, para que sean capaces de adaptarse a las nuevas necesidades”, remarcó la ministra, para quién la innovación “es y seguirá siendo uno de los principales motores del desarrollo económico y del empleo”.

Para Valerio, con la robótica y la inteligencia artificial pasará lo mismo que con anteriores transformaciones industriales y surgirán nuevas profesiones que “ni siquiera podemos imaginar ahora”. La ministra hizo hincapié en que para adaptarnos a estos cambios va a ser necesaria una preparación permanente.

En relación con el Futuro del Empleo y el futuro de las relaciones laborales”, a debate en el Simposio que se va a desarrollar en este Congreso, la ministra recordó que la Declaración de la OIT es muy clara y marca la ruta a seguir: “Actuar de manera urgente, mediante el diálogo social y el acuerdo, y aprovechar las oportunidades para construir un futuro del trabajo justo, inclusivo y seguro con empleo pleno, productivo y libremente elegido con trabajo decente para todos”. En este sentido, Valerio remarcó la importancia del diálogo social porque es “la mayor garantía de estabilidad que pueden tener las reformas que se adopten en el mercado de trabajo”.

En su intervención, la titular de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social en funciones, valoró el importante papel de la Sociología, que “ha contribuido a la modernización de España, a entender los cambios y a tener una visión optimista ante el incierto futuro” y trasladó su apoyo a los profesionales de esta materia.